miércoles, 21 de mayo de 2008

COLD CASE URUGUAY - EL DOCTOR MUERTE


Aribert Heim nació en 1914 en Austria. Su padre fue policía y su madre una hacendosa ama de casa. Y Aribert parecía tener varios dones: destacaba tanto en los deportes como en los estudios.
Así fue como, de joven, fue un excelente patinador e integró la selección austríaca de hockey sobre hielo. Sin descuidar sus estudios de medicina.

¿Por qué este hombre, producto de una educación normal y de una familia típica, se transformó entonces en un monstruo?
La pregunta quedará flotando, me temo que sin respuesta. Pero volvamos a los hechos:

Lo cierto es que en la primavera de 1940, el joven médico Aribert Heim se unió a las Waffen SS como voluntario. Y en octubre de 1941 fue destinado al campo de prisioneros de Mathausen, donde su conducta y proceder le hicieron ganar un apodo: Doctor Muerte.

Sin entrar en demasiados detalles escabrosos, diremos que se dedicó a experimentar en forma inhumana con prisioneros. Por ejemplo, condujo personalmente una batería de "pruebas" que consistía en inyectar benceno a algunos de ellos y tomar nota (cronómetro en mano) de sus reacciones y agonía.


Y todo lo hacía en medio de un trato absolutamente cordial para con los prisioneros, rasgo inaudito que luego recordarían muchos de los (pocos) sobrevivientes.

Por su afán de poner inyecciones de todo tipo a los "internados" (en algunos casos de veneno y directamente en el corazón), los prisioneros españoles republicanos del campo le apodaron "el banderillero", en alusión a la figura del toreo que se encarga de clavar las "banderillas" al toro.

En 1942 sería asignado a una división de montaña de las SS, cumpliendo tareas en Finlandia.
Capturado en 1945 por las tropas norteamericanas, fue liberado en circunstancias nunca aclaradas.
Volvió a la vida civil con su nombre real, sin ningún problema, ejerciendo como ginecólogo en Alemania hasta 1962, año en que convenientemente "desapareció" antes de ser arrestado por la policía alemana (que no se movió con muchas ganas, según parece).

Y a partir de allí, pasó a la clandestinidad. Se supone que fue localizado en varias ocasiones, en lugares tan disímiles como España, los Balcanes, Dinamarca, Italia y Egipto.

Pero lo curioso del caso es que la inteligencia israelí lo localizó en Uruguay, donde abrió sendas clínicas de siquiatría y ginecología entre los años 1979 y 1983. Su última ubicación en el país lo mostró radicado en la ciudad de Paysandú.

Cuando aparecieron en el lugar algunos "periodistas extranjeros" (probablemente agentes de inteligencia) mostrando su foto y ofreciendo dinero para obtener datos de su paradero, el Doctor Muerte habría pasado a Argentina y de allí a Chile.
Su familia declara que murió en ese último país, pero movimientos posteriores de cuentas en bancos de Berlín, indican otra cosa: que un casi centenario Aribert Heim anda en la vuelta.

4 comentarios:

Planeta Eskoria dijo...

Muy bueno el blog y la historia de este tipo.

Seguramente debe estar en el Hospital de Clínicas, trabajando.

Salú.

plago_bv dijo...

que haces loco, paso por tu blog a firmarte, la verdad me encanta el blog que tenes, esta muy bueno e interesante.

dps pasate por el mio si qeres...

http://plagobv.blogspot.com

pelado1961 dijo...

Me alegro que te haya gustado el blog, Planeta Eskoria.
(Y creo que sí, que probablemente este tipo sea algún grado 5 o cosa por el estilo; si lo ves por Florida damos la primicia).

pelado1961 dijo...

Amigo plago_bv: dos por tres me doy una vuelta por tu blog, que está buenísimo (grandes los Rollings y Cortázar!!!)

Un abrazo.