sábado, 15 de marzo de 2008

ARTE - REMEDIOS VARO

Remedios Varo nació en 1908 en Anglés (España). Fue hija de un ingeniero hidráulico que, por su propia profesión, viajó por toda España llevando a su familia consigo.
Remedios aprendió de su padre el dibujo profesional, el manejo de la perspectiva y el uso de las herramientas matemáticas.

La madre de Remedios era profundamente religiosa, dejando en la artista una impronta mística que habría de acompañarla durante toda su vida. Pero es su padre quien le motiva para que ingrese en la Academia de San Fernando de Madrid. Permanecerá seis años en ese instituto, coincidiendo con Dalí.

(Tránsito en espiral - 1962)
En 1930 se casa con un condiscípulo de la Academia, termina sus estudios y pasa a residir en París una temporada, trabajando sobre todo en publicidad.
Regresa a España en 1932, se radica en Barcelona y entra en contacto con la vanguardia catalana. Para 1935 se separa de su esposo.

(La despedida - 1958)
Una exposición que realiza en 1936 junto a otros artistas obtiene cierta resonancia y les termina por acercar al movimiento surrealista basado en París. En ese año aparece en su vida el poeta Benjamín Peret, con quien se casaría y se radicaría en París al año siguiente.

(La batalla - 1947)

Ya en Francia, se introduce de lleno en el movimiento surrealista: conoce a André Breton, Joan Miró, Max Ernst y Leonora Carrington. Con esta última mantendrá una gran amistad de por vida. Participa en importantes exposiciones surrealistas en 1937 y 1938.

(Jardin d'amour - 1951)

La invasión nazi le sorprende en París junto a su esposo. Serán detenidos y sólo lograrán escapar en 1941, dirigiéndose a México. La política de ese país por entonces, permitía que los refugiados pudieran radicarse y trabajar sin problemas.

Remedios comienza allí una etapa de mucho trabajo, tanto en publicidad como en la esfera de la artesanía, a la vez que continúa creando a través de su obra pictórica.

(Exploración de las fuentes del Río Orinoco - 1959)

Es en México donde la artista encuentra un camino de expresión de gran riqueza. Se forma en su casa un círculo de pintores, poetas y novelistas. Por esta época se vincula a grupos que buscan una senda iniciática a través de las enseñanzas de Gurdjieff.

Remedios comienza a estudiar la Alquimia, la Cábala y el Tarot, disciplinas cuya simbología aparecerá reflejada en muchas de sus obras.

(Fenómeno de ingravidez - 1963)

Hacia 1947 se separa de su segundo esposo. Viaja por Venezuela, donde realiza trabajos publicitarios y de dibujo para laboratorios farmacéuticos. Regresará a México y se casará con Walter Gruen, un inmigrante austríaco que la convence de dedicarse exclusivamente a su obra como artista.

(Creación del mundo - 1958)


(Dolor - 1948)

En 1955 y 1956 realiza exposiciones que le traen la fama y el reconocimiento definitivos. Continuará exponiendo y produciendo obras de gran factura a partir de allí. Moriría prematuramente en 1963, en pleno auge de crítica y popularidad.

(El alquimista - 1955)

Los cuadros de su última etapa son de realización en extremo cuidosa. La simbología esotérica y alquímica presente en ellos le vincula a la obra de El Bosco.

1 comentario:

Claudia Dominguez dijo...

Estupendo blog! Ya era hora de conocer un poco mas de esta estupenda pintora!